Como bien sabes, los contenidos no solo son texto. Más aún, la comunicación visual se ha convertido en un activo esencial en cualquier empresa, organismo o institución que desee comunicar un mensaje. Como no es una disciplina fácil, he preparado una guía de aterrizaje rápida para que comiences a asentar tu primera estrategia de comunicación visual.

Qué es la comunicación visual

Una campaña de comunicación visual alcanza sus objetivos con contenido visual estratégico. Para ello, crea y difunde formatos de contenido de marca que transmiten la narrativa de la misma de forma clara y visual. Es habitual que estas campañas incluyan diseño gráfico, animación, interactividad e imagen que ayudan a transmitir el mensaje principal.

Por qué no es suficiente con algunos elementos de la comunicación visual

Como verás a lo largo de este artículo, entre los formatos habituales de una campaña de comunicación visual reconocerás más de uno, como los ebooks o las memorias anuales de empresa.

Lamentablemente, por muy bien que haga su trabajo una infografía o un vídeo, su alcance es siempre limitado. No pueden abarcarlo todo, por muy bien que hablen de un tema. O bien resaltan un aspecto concreto o bien resumen una situación, pero no pueden contenerlo todo.

Dicho lo cual, es importante que sepas que una campaña de comunicación visual debe tener un objetivo concreto o no logrará nada.

Aprovecha el poder acumulativo de diversos proyectos de comunicación visual para implementar un plan de contenido multicanal. Es decir, una campaña visual, con un objetivo definido que impacta en diferentes canales y con diferentes formatos, será siempre más que la suma de impactos visuales aislados.

Objetivos de una campaña de comunicación visual

Sé que no es fácil de entender, pero allá vamos: un formato visual nunca logrará el mismo impacto que una campaña. Y es precisamente en este sentido como debes empezar a pensar en el contenido visual, no en formatos que «enriquezcan» tu contenido en general, sino en campañas visuales con objetivos claros.

Lo mejor es que definamos algunas preguntas habituales.

¿Por qué necesito una campaña visual?

Si trabajas en un sector complejo, como la consultoría, la política, la tecnología y, en general, el sector B2B, ni los argumentos ni los procesos ni las objeciones de ventas son sencillas. Por eso necesitas una campaña de comunicación visual, que explique los aspectos más complejos de tu producto o servicio.

¿Tienen todas las campañas los mismos componentes?

Va a ser que no. Cada campaña visual está personalizada para alcanzar un objetivo particular. Por eso, la composición del «mix de formatos» no es siempre el mismo. Las infografías, las animaciones, las piezas interactivas, y cualquier otra mezcla que se te ocurra por el camino, tienen cabida, porque los objetivos nunca son los mismos.

¿Cómo planifico una campaña de comunicación visual?

Comienza definiendo claramente lo que quieres alcanzar. ¿Quieres atraer nuevos clientes a un producto o servicio complejo? ¿Formar a tus empleados? ¿Concienciar a la población como parte de una campaña corporativa?

Con este objetivo en mente, podrás hacerte una idea de los formatos y del contenido de la historia que quieres contar. También, podrás empezar a pensar en la identidad visual de tu campaña.

Consulta la entrada relacionada sobre qué es el storytelling y cómo puede ayudarte en tu marca.

Ejemplo de visualización de datos

Definiendo quién es tu audiencia objetivo

Seguimos avanzando. A medida que tu campaña comienza a estar más clara y los detalles comienzan a estar más claros, se presenta una nueva pregunta a considerar.

Porque no es lo mismo crear una campaña para un baby boomer, que tienen sus gustos y pueden responder a determinados estilos, que crear una campaña para la generación Z, sensible a otros aspectos visuales.

Y no solo debes atenerte a este tipo de aspectos demográficos, además, es necesario que tengas en cuenta su nivel de conocimiento del tema que vas a tratar, su formación y todo lo que, en general se incluye en un perfil de cliente ideal o buyer persona.

Componentes de una campaña de comunicación visual

Bien, ya saber quiénes son tus destinatarios, cuáles son tus objetivos a conseguir y ahora solo tienes que decidir qué mix de formatos o componentes necesitas.

Puedes elegir entre:

Informes anuales. Los habrás visto en empresas que están obligadas a dar información pública sobre su actividad, aunque no tienen por qué ser exclusivas de estas empresas. Puedes crear un informe anual para dar a conocer los logros de tu empresa en los últimos 356 días.

Presentaciones. Son muy versátiles y puedes utilizarlas para casi cualquier cosa: ventas, marketing, recursos humanos y proyectos.

Visualización de datos. La visualización de datos está presente en muchos formatos de contenidos, como las infografías o las memorias anuales. Transforman datos en elementos visuales que ayudan a que se comprendan mejor y más rápido.

Infografías. Las infografías son representaciones visuales de un tema. Pueden contener datos, texto, imágenes y otros elementos visuales y están pensadas para ser compartidas en medio digitales.

Ebooks. Los ebooks o libros electrónicos son productos editoriales destinados a dar a conocer un tema. Contienen entre 3 y 20 páginas aproximadamente y alternan texto con imágenes y datos.

Ebook de Hubspot sobre Instagram

Herramientas de aprendizaje. Se utilizan en muchos contextos, como el educativo, el institucional y el editorial. Como parte de una campaña de comunicación visual aprovechan el poder de la interactividad.

Vídeo. El vídeo es uno de los recursos que casi nunca falta en una campaña de comunicación visual. Atrae la atención, ayuda a que el mensaje se comprenda rápidamente y su consumo no deja de crecer.

Animaciones. Las animaciones son también otro de los formatos que sueles encontrar en las campañas visuales, especialmente cuando se trata de un producto complicado. Tienen una gran versatilidad porque permiten comunicar cualquier mensaje mediante la animación de elementos gráficos.

No pierdas de vista el branding

No puedo dejar de hacer una mención a la importancia de tener una estética cohesiva. He hablado en el blog largo y tendido sobre este tema, porque es un aspecto que las Pymes parecen no valorar.

Arquetipo del inocente en los anuncios de la marca Coca-Cola

Define claramente la línea visual que tendrá tu campaña de comunicación visual. Pregúntate cosas como por ejemplo:

  • ¿Quiero que mi campaña visual tenga el mismo aspecto que el material publicitario habitual de mi empresa?
  • ¿Quiero crear un estilo nuevo?
  • ¿Quiero hacer algo diferente que tenga una identidad propia?
  • ¿Qué elementos van a variar y qué elementos serán fijos?

Crear una campaña de comunicación visual puede ser tu próximo gran éxito de 2022. Si no sabes por dónde empezar, cuenta con Social Media Pymes, ¡estamos para ayudarte!

Carmen Díaz es Content Marketing Manager para Pymes, o lo que es lo mismo, trabaja creando contenidos para pequeñas y medianas empresas que quieran generar más ventas y llegar a unos clientes que cada vez se interesan más por la información y menos por la publicidad invasiva.
¿QUIERES CONSULTARME ALGO?

¡No te cortes! Escríbeme con la consulta que necesites y te responderé lo antes posible.