Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
Ejemplos de call to action, qué son y cómo redactarlas
4.7 (93.33%) 3 votes

Si buscas ejemplos de call to action, estás en el lugar adecuado. En la nueva entrada te contaré qué son, cómo se redactan y los mejores ejemplos que he podido encontrar entre mis marcas de referencia.

Qué es una call to action

También se las conoce como CTAs y son esos textos que piden a tus lectores que realicen una acción. Puedes encontrarlas en un artículo, una landing page, un formulario o un correo electrónico.

Pueden ser muy sencillas, frases simples que piden a tu lector que solicite más información sobre un producto al final de una newsletter.

También pueden ser frases más largas, como las que habrás visto al final de un blog post o de una landing page.

Puede que estés pensando en que las frases que encuentras en este tipo de contenidos utilizan un lenguaje muy comercial, a veces incluso agresivo.

A menudo nos cuesta encontrar el equilibrio entre el contenido informativo, pensado para atraer a los potenciales consumidores y los trucos de copywriting para vender más directos.

La fórmula del equilibrio es sencilla: atrae a potenciales consumidores con información de interés y dales un empujoncito con una buena CTA.

Cómo redactar una buena llamada a la acción

Si sabemos que una call to action es el empujoncito que los lectores necesitan para realizar las acciones que deseemos. ¿Cómo se redacta una buena llamada a la acción?

Sigue estos consejos.

1/ Evita esconder el verbo

¿Cuál es la palabra mágica de una buena call to action? La acción.

Si queremos que un usuario realice una acción, sea la que sea, ¿por qué escondes lo que quieres que haga?

Utiliza los verbos todo lo posible, porque, junto con los sustantivos, nos ayudan a comprender el significado de las frases rápidamente.

Por muy básico que parezca este consejo, tenerlo en mente cuando se crea una llamada a la acción, te ayudará a redactar de forma más simple.

Aunque te parezca increíble, este sencillo consejo no siempre es seguido cuando se plantean call to actions.

Por ejemplo, en las imágenes que puedes ver debajo de estas líneas, puedes ver varios anuncios de marcas que desaprovechan el poder del verbo a la hora de plantear llamadas a la acción.

Cuando no incluyes un verbo en una CTA, no les estás pidiendo a los lectores que actúen, solo que se sienten a esperar mientras tú haces el resto, algo que hoy en día no te puedes permitir.

2/ Incluye números

La paciencia de los usuarios tiene un límite y es bastante escaso. Por eso, utilizar números es una excelente manera de demostrar que tu mensaje es claro y directo.

Te ayudarán a no ser ambiguo, a que tu oferta sea más clara y a establecer las expectativas correctas.

Si recuerdas la visión del Google sobre el futuro del marketing que te conté hace unas semanas, el buscador nos cuenta que las expectativas del consumidor son cada vez más y más altas, por lo que debemos estar a la altura.

Una buena forma de concretar estas expectativas es utilizar los números en las llamadas a la acción. Los números le cuentan al visitante qué se va a encontrar exactamente, en qué cantidad y por cuánto tiempo.

¿Qué números incluyen los mejores ejemplos de call to action?

Hay de todo. Desde el número de páginas que tiene tu ebook, hasta el descuento de un producto o el impacto cuantitativo que tendrá tu servicio en el cliente.

Por ejemplo, en la imagen que puedes ver debajo de estas líneas, Hubspot se basa en los números para comunicar la eficacia de sus productos.

3/ Utiliza los adverbios con medida, por favor

¿Sabías que aquellas partes de los mensajes que reciben más acciones en Twitter son las que incluyen los adverbios?  Según la investigación de Dan Zarrella sobre acciones en redes sociales deberías incluirlos siempre, pero con medida.

De lo contrario estarás cargando tu mensaje de atributos que pueden hacerlo parecer forzado o incluso falso.

4/ Mantener la call to action entre 90 y 150 caracteres

Como he comentado, hay buenos ejemplos de call to action con muy pocas palabras. Y es por algo.

Lo normal es intentar mantenerlas lo más cortas posibles, porque la idea es que el mensaje llegue alto y claro. Para ello, lo mejor es que mantegas la llamada a la acción entre 90 y 150 caracteres.

En esta imagen, procedente de un estudio realizado por Hubspot, encontrarás el efecto que tiene la longitud de de los titulares en el engagement que generan.

¿Ilustrativa, verdad?

Longitud del titular y engagement

5/ Hacer que el lenguaje sea menos técnico y más práctico

Cuando hablamos de ropa o calzado, es sencillo eliminar la jerga o el lenguaje técnico. No tienen más misterio. Lo verdaderamente complicado es aplicar este consejo a una industria donde el lenguaje técnico es la tónica general.

¿Un truco para eliminar el lenguaje técnico y que mejore la respuesta a la call to action?

Si acudimos de nuevo a los datos ofrecidos por Hubspot, encontramos que hay ciertas palabras que se repiten en los artículos que reciben más visitas, incluso en el sector B2B.

Por ejemplo, palabras como “información”, “análisis”, “respuestas”, “preguntas”, “consejos”, “revisión”, “por qué”, “producto” , “top”, y “best” suelen estar presentes en este tipo de artículos.

Todas ellas sugieren al lector que lo que le ofreces solucionará sus problemas.

Puedes aplicar la misma lógica a las llamadas a la acción. Enfatiza los beneficios de la oferta y resalta lo que los clientes potenciales lograrán con tu producto o servicio.

Sé que no siempre es fácil mantenerse lejos de la jerga, pero es algo importante para tus lectores.

Incluso si tienes perfectamente definido tu perfil de cliente ideal y conoce la jerga técnica, puedes abarcar a un público más amplio si reduces la complejidad de los textos de las llamadas a la acción.

Ejemplos de call to action

Pasemos ahora a ver los tres mejores ejemplos de llamada a la acción que he encontrado entre mis sitios de referencia.

Algunas de estas CTAs están al final de artículos o en landing pages de producto. Independientemente de dónde se incluyan, puedes ver que son fáciles de leer, incitan al lector a realizar una acción y siguen los trucos que he repasado en esta entrada.

Netflix, directo y al grano

El primero de los ejemplos de call to action es impagable por su sencillez.

Tanto los textos que se incluyen para dar argumentos de venta, como los que podemos encontrar en los botones para impulsar a la acción, incluyen los trucos que he repasado en esta entrada: utilización de verbos, frases cortas, mensajes sencillos.

El control lo tienes tú y punto.

Sales Force, beneficios del producto en acción

El siguiente de los ejemplos que quiero mostrarte es interesante porque nos demuestra que se pueden resaltar los beneficios del producto eliminando la jerga y manteniendo la extensión bajo control.

Prezi, la landing perfecta

El último de los ejemplos de call to action sin duda tiene gancho. Es fácil de entender, describe perfectamente los beneficios del producto y consigue que las acciones se realicen sin que el lenguaje sea agresivo.

Me gusta especialmente el texto del botón. “Mira cómo funciona” es una forma diferente y original de conseguir que el usuario haga clic. No compromete a nada, pero le acerca al producto. Estoy segura de que ese pequeño botón verde tiene un gran CTR.

Bonus, los mejores ejemplos de textos para redactar llamadas a la acción

Quiero terminar este artículo regalándote una serie de ejemplos de call to action que puedes utilizar tanto en botones como en textos que animen a tus lectores a conocer tus productos.

¿Me cuentas cuál es tu ejemplo favorito de call to action? Te espero en los comentarios, como siempre.

Carmen Díaz es Content Marketing Manager para Pymes, o lo que es lo mismo, trabaja creando contenidos para pequeñas y medianas empresas que quieran generar más ventas y llegar a unos clientes que cada vez se interesan más por la información y menos por la publicidad invasiva.

¿Preparado para conseguir el curso de contenidos?

Consíguelo hoy por sólo 14,99 €

Te informo de que los datos de carácter personal que proporciones rellenando este formulario serán tratados por Carmen Díaz Soloaga (Social Media Pymes) como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar la solicitud que realizas en este formulario de contacto. Legitimación: consentimiento del interesado.

Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa Europa, S.L. (proveedor de hosting deSocial Media Pymes) dentro de la Unión Europea. Puedes consultar la política de privacidad de Webempresa. Si no introduces los datos obligatorios, no podré atender tu solicitud. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión los datos recabados en la dirección info@socialmediapymes.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en mi política de privacidad.